Suscríbete
Entretención Estilo Literatura

“De vidas ajenas”, de Emmanuel Carrère, te lleva desde las fuerzas de la naturaleza al activismo judicial

“Lo que viene es un análisis del sistema crediticio francés, incluidas la validez de las actuaciones de oficio, las cuestiones prejudiciales, la prescripción, las prórrogas de competencia a otro territorio y la casación. Carrère, como que no quiere la cosa y seguimos en la historia de Juliette y Étienne, también aborda los contratos masivos y el derecho del consumo”.

2 Febrero, 2016 Comparte en:
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn
Sofía Martin L.


 
De vidas ajenas es la historia de un matrimonio que se encuentra de vacaciones —cada cónyuge con un hijo propio— en Sri Lanka. Es fines de 2004 y un maremoto destruye la mitad del pueblo, pero ellos están en altura y la ola no los toca.
 
Los recuerdos, las acciones, la generosidad que narra el autor en primera persona lleva nuestra memoria a los diarios de la época, a la pareja chilena de luna de miel, a los documentales y a las películas.
 
Pero de pronto esta historia no es más que una introducción a otra. Ya no importa Sri Lanka, sino otras vidas y otras muertes en las que Emmanuel Carrère va paseándose con particular entrometimiento y sin que uno pueda evitar sentirse en un libro de Bolaño, donde una primera historia da paso a una segunda. Y a una tercera. Y a una cuarta. Todas teniendo como antecedente la anterior, pero cobrando vida propia.
 
Y en este deambular llegamos a dos jueces, Juliette y Étienne, tachados de “izquierdistas”, quienes desde una magistratura menor fallan a favor de los dedudores morosos y en contra de los intereses y las penalizaciones de los acreedores, que consideran abusivas.
 
De aquí en adelante lo que viene es un análisis del sistema crediticio francés, incluidas la validez de las actuaciones de oficio, las cuestiones prejudiciales, la prescripción, las prórrogas de competencia a otro territorio y la casación. Carrère, como que no quiere la cosa y seguimos en la historia de Juliette y Étienne, también aborda los contratos masivos y el derecho del consumo, los tamaños de las letras, la tasa de interés y las multas, el delito de usura. De ahí al orden público de protección versus el orden público de dirección hay un paso. “Los gobiernos se sirven de decretos para cometer vilezas”, dice por ahí.
 
El 6 de enero debutó en Chilevisión un docurreality llamado “Con el agua al cuello”, a cargo del abogado Ricardo Ibáñez. En un artículo aparecido ese día en el diario El Mercurio, Ibáñez dice que el 75% de las familias está en deuda y el 60% de ellas manifiesta tener alguna de estas obligaciones fuera de control, y cómo hay un tremendo grupo social que no tiene asistencia legal de calidad.
 
El mundo puede dividirse entre los que ven realities y docurrealities… y los que no. Como sea, el tema es interesante y con o sin el complemento chilensis, te recomendamos leer el libro.
 
¿Cómo quedarán el juicio ejecutivo y las cobranzas masivas en Chile con la reforma procesal civil? Sería lindo saberlo.
 

Comparte en:
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn