fbpx
sábado, 13 de agosto de 2022

universidades

Pierino Stucchi: “Una tesis a los 45 años te refleja”

El abogado peruano, quien en medio de la pandemia obtuvo un doctorado en la Universidad de La Coruña, conversa sobre lo imprescindible que es cumplir con las responsabilidades laborales mientras se estudia y el costo personal que implica investigar, leer y, en definitiva, escribir una tesis.

- 12 abril, 2022

Pierino Stucchi es el director de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad ESAN y socio principal del Estudio Muñiz, una de las firmas de mayor tamaño del Perú. Cuando en su experiencia laboral figuraban más de 15 años como funcionario público y en su currículum académico ya contaba con varias maestrías, decidió volver a ser estudiante y se aventuró con un doctorado.

Pierino StucchiPierino Stucchi

Descartó Economía, cuenta, para dedicarse al Derecho, aunque con la primera sentía que podría aportar tanto desde el análisis puro como desde lo práctico, en los grupos sociales y en la actividad empresarial. Sin embargo, el Derecho era más interesante: tenía una potencia mayor para generar cambios, sobre las reglas y las conductas. En el fondo, explica, se genera una combinación multidisciplinaria que involucra el Derecho, la economía y el entendimiento sociológico.

Entre lo público y lo privado

Cuando a Stucchi le preguntan por el desarrollo de su carrera se muestra entusiasta y satisfecho, describiendo con gran detalle todo lo vivido desde que se inició en el Derecho.

En el ámbito público, el actual socio de Muñiz fue parte del staff de la Comunidad Andina (2008 – 2010), organismo internacional conformado por Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú, que insta por el mejoramiento en la calidad de vida de los ciudadanos de esos 4 países. “Me tocó trabajar en la autoridad de competencia en el Perú (Indecopi, donde fue gerente legal) y me tocó ser funcionario internacional de una zona de libre comercio, pero que también tiene reglas que orientan mejoras y cambios para que haya libre comercio, para que la libre competencia sea más intensa; eso me interesaba mucho como funcionario público”.

Tras su paso por el sector público y desde septiembre de 2016, Stucchi ha trabajado en lo privado, ámbito en el que tuvo que mirar las cosas desde otro lente; desde un interés más particular que general. “En la transición de lo público a lo privado, me he dado cuenta que el Derecho tiene dos planos. Uno de esos es el teórico, el prescriptivo, el que tiene la autoridad en la mente, cuando genera una nueva norma, o exige su aplicación y su observancia; y otro, el plano de la realidad, del costo de entenderla, del costo de aplicarla, del costo de difundirla para que sea legítima y se entienda por completo”, dice.

Un doctorado no es tomar lecciones

La oportunidad de elegir desde el primer minuto el tema a investigar fue clave para que Stucchi decidiera continuar sus estudios mediante un doctorado, en la Universidad de La Coruña: “No es una toma de lecciones como las clases a las que uno asiste, sino que esencialmente es, con directores en mi caso, una orientación en tomar un tema para investigarlo en profundidad, descubrir la problemática y plantear oportunidades de mejora. Lo más importante es formular propuestas. Eso es lo que he hecho con mi tesis doctoral en los últimos 6 años”.

Entre risas, el abogado cuenta que han pasado 10 años desde que obtuvo su última maestría, 3 de los cuales consistieron en hacer una pausa total en los estudios, para luego, en 2016, tirar las primeras líneas de lo que se convertiría en su tesis. “Creo que una tesis a los 45 años te refleja; probablemente, refleja el pensamiento del autor porque el autor es un profesional que vive y que trabaja sobre lo que se ha puesto a pensar”, afirma.

Su investigación se basó en la regulación de la defensa de la competencia en una economía social de mercado, la que estuvo compuesta por 3 capítulos: un bloque internacional, que incluía los compromisos que establecen los tratados de libre comercio, seguido de un nivel comunitario andino, y, el tercero, sobre la legislación nacional y su aplicación.

Realizar un doctorado siempre implica cumplir un gran desafío, en especial cuando al mismo tiempo hay que lidiar con otras responsabilidades, como fue en el caso de Pierino Stucchi. “Me toca ser el socio principal de una firma muy grande, muy fuerte en el Perú; entonces hay un trabajo del día a día que no para. Tengo la responsabilidad de que mi área funcione bien para el cliente, al más alto estándar, eso es lo primero. Entonces claro, lo que le entregas a tu doctorado es adicional, es tu 20% extra, ese es el primer desafío, mantener tu entrega profesional en un nivel que no puede bajar”.

— ¿Qué sentiste cuando en tu defensa de tesis escuchaste que eras sobresaliente y que obtenías la máxima calificación?
“Sonríes como hace tiempo no sonreías, eso es lo primero que me pasó a mí. Me generó una alegría muy genuina, pero a la vez es una experiencia en un espacio muy solitario. Porque cuando tú investigas, cuando estás leyendo, cuando estás escribiendo, lo haces solo, apartado de todo”.

Pierino Stucchi junto con la comisión de la Universidad de La Coruña que evaluó su tesis.

 
También te puede interesar:
Ricardo Vásquez: “Tomé el teléfono y llamé a la Universidad de Sydney”
Adrián Simons: “Los abogados exitosos a veces dejan de leer”

 

artículos relacionados


Podcast Idealex.press