fbpx
viernes, 16 de abril de 2021

internacional

El Código de Ética ¿afecta a la libre competencia?

Respecto de los rankings, María José Marchant, una de las expositoras en el encuentro organizado por el Colegio de Abogados de Chile, cuestionó: “¿Quién es el mejor abogado? ¿El que gana más casos; el que cierra mejores tratos; el que rebaja más penas; el que nunca ha perdido un caso o el que goza de la admiración de sus pares?”.

- 12 diciembre, 2020

“En el actual Código de Ética del Colegio de Abogados está prohibida la solicitación, pero tal como está la norma, sirve como barrera de entrada más que para proteger a los potenciales clientes”. La frase es del abogado Mario Ybar y la pronunció durante un conversatorio virtual organizado por la Comisión de Abogados Jóvenes del Colegio de Abogados de Chile y que llevó por título “Seminario de publicidad de servicios legales. Participación en rankings, solicitación y formación de clientela”.

En el encuentro —realizado el 10 de diciembre— expusieron además la licenciada en filosofía María José Marchant y Juan Eduardo Ibáñez, director de la Escuela de Graduados de la Universidad Católica de Chile.

Durante sus ponencias, los expositores coincidieron en la necesidad de actualizar la normativa del Código de Ética del Colegio en lo vinculado a la “solicitación”. Según Ybar, “la idea original es evitar que una viuda sea acosada en el funeral por un abogado que quiere dar sus servicios”; no obstante, cree que tal como está, la norma actúa como obstáculo para que haya mayor competencia.

Lo mismo opinó María José Marchant, para quien la norma “privilegia mantener el status quo y favorece a los mismos de siempre”. Desde la filosofía, dijo, el problema para los abogados que utilicen estas estrategias de márketing tendría que ver menos con la ética, que con la estética.

“Hoy un abogado joven no que tiene contactos, no pertenece a un gran estudio con difusión, ni sale habitualmente en rankings pero tiene cierta experiencia, no tiene cómo presentarle sus servicios a quienes puedan necesitarlos” afirma Ybar quien además citó la norma estadounidense como un buen ejemplo a seguir.

Zoom a los rankings

Otro de los temas en los que coincidieron los expositores fue el de los rankings de abogados, de amplia proliferación. Tanto María José Marchant como Juan Eduardo Ibáñez los valoraron como herramienta, pero abogaron por mayor transparencia respecto a las estrategias y los motivos detrás de cada uno.

“Si estuviera claro cuáles son los parámetros, no hay nada malo en la medición, ya que que los ranking podrían jugar el rol de agencia acreditadora”, dijo Marchant. Ibáñez, por su parte, afirmó que los rankings “deben tener una metodología transparente, si fue una autoevaluación o evaluación de los pares, si evaluaron los clientes o todas las anteriores”. “En definitiva, cómo se arma el mix del listado y si además incluye un pago o no”, añadió.

Según el abogado de la UC los listados podrían caber dentro del artículo 12 del Código de Ética del Colegio de Abogados, el cual establece que el profesional no podrá informar valiéndose de comparaciones con otros abogados o estudios sobre “bases indemostrables”.

María José Marchant, además, puso el acento en algunos rasgos de los rankings, que no serían muy “medibles”. A modo de ejemplo, se preguntó: “¿Quién es el mejor abogado? ¿El que gana más casos; el que cierra mejores tratos; el que rebaja más penas; el que nunca ha perdido un caso o el que goza de la admiración de sus pares?”.

artículos relacionados


Podcast Idealex.press