Suscríbete
Estudios Jurídicos

Magic Circle: posicionamiento y perspectiva ante el Brexit

El selecto grupo de cinco firmas de abogados: Allen & Overy, Clifford Chance, Freshfields Bruckhaus Deringer, Linklaters, y Slaughter and Ma, no solo se han adjudicado el exitoso asesoramiento de negociaciones internacionales sino también ha logrado obtener beneficios del cambio que enfrenta el Reino Unido tras su salida de la UE.

6 Agosto, 2018 Comparte en:
Fernanda Robles

“Es un concepto divertido. No sé de dónde viene el término o quién lo creó. Surge cuando hablamos con periodistas o cuando ellos nos hablan a nosotros. Pero no nos describimos a nosotros mismos como parte de un Magic Circle en ninguno de nuestros medios de promoción”. Así de claro es Tim Clark, miembro de la firma Slaughter and May, para referirse a esta tradicional expresión.
 

Desde fines de los años 90, el término acuñado por periodistas especializados en asuntos legales ha permitido referirse a un selecto grupo de cinco firmas de abogados: Allen & Overy, Clifford Chance, Freshfields Bruckhaus Deringer, Linklaters, y Slaughter and May.
 

El Magic Circle sólo atiende transacciones importantes, con miles de millones en juego y con empresas de renombre. Y aunque en términos cuantitativos no necesariamente son las firmas más grandes o con las marcas más fuertes del mercado, su prestigio es reconocido internacionalmente.
 

Posicionamiento internacional

A nivel internacional, las firmas que componen el círculo mágico se adjudicaron, durante 2017, los primero lugares en rankings globales. En M&A rankings as European 2017, Freshfields Bruckhaus Deringer, Linklaters y Clifford Chance consiguieron tres de los cinco primeros puesto.

Ese mismo año, según las cifras de Mergermarket, Freshfields ocupó el primer lugar en el ranking europeo por valor luego de haber participado en 175 operaciones por un total de 272.500 millones de dólares. Según The Times, Freshfields se convirtió en la sociedad más rentable del “círculo mágico” de los bufetes de abogados británicos de élite.

Durante 2018, este grupo de firmas ha liderado una serie de asesorías que destacan a nivel internacional por el volumen de dinero alcanzado en sus negociaciones. Slaughter and May, Allen & Overy y Clifford Chance desempeñaron un papel clave en la adquisición de Virgin Money por parte de Clydesdale y Yorkshire Banking Group por valor de £1.7bn. El acuerdo que se firmó el 18 de junio de este año, creará el sexto banco más grande del Reino Unido, con seis millones de clientes particulares y pequeñas empresas.

Otra de sus operaciones destacadas durante este año, fue la liderada por Allen & Overy Linklaters y Freshfields Bruckhaus Deringer, entre otras firmas de abogados, que asesoraron la adquisición de Monsanto por $ 63 millones de Bayer. Un acuerdo permitió que la empresa alemán adjudicarse el título de mayor empresa de agroquímicos.

Proyección ante el Brexit

Según medios internacionales, el referéndum de Brexit permitió que los bufetes de abogados obtuvieran una serie de ganancias. Sin embargo, este año los beneficios fueron impulsados por asesoramiento en fusiones y adquisiciones. Además de un trabajo de inversión financiera con enfoque global.

Si bien existe incertidumbre y preocupación de los bufetes de abogados ante el Brexit, estos se han visto beneficiados de las empresas y grandes instituciones que buscan prepararse para la salida del Reino Unido de la UE, lo que ha generado trabajo para la empresa tanto en Londres como en el resto de Europa.

Comparte en: