Suscríbete
Internacional

Corte Suprema de Chile remueve a dos ministros de la Corte de Apelaciones por corrupción

Un proceso consignado como inédito, que fue precedido por la investigación administrativa que siguió la magistrada de la Corte Suprema, Rosa María Maggi.

27 Agosto, 2019 Comparte en:
Equipo Idealex.press

La tarde del pasado lunes, el pleno de la Corte Suprema tomó una decisión inédita: removió a Emilio Elgueta y Marcelo Vásquez, ahora ex ministros de la Corte de Apelaciones de Rancagua, quienes fueron acusados por presuntos hechos de corrupción.

La investigación administrativa, según informó La Tercera ayer, fue seguida por la magistrada de la Corte Suprema, Rosa María Maggi, quien en mayo pasado, solicitó iniciar el procedimiento tras las acusaciones de tráfico de influencias y falta a la probidad, en el caso de Vásquez y Elgueta.

La remoción del ministro Elgueta fue votada de manera unánime mientras que la de Vásquez se aprobó por 11 votos a favor y 6 en contra.

Otro juez sobre el que también recaían acusaciones era Marcelo Albornoz, quien se suicidó luego de que la Suprema aprobara el proceso de remoción en su contra.

Según consignó La Tercera, dentro de los cargos por los que fue acusado Elgueta están intervenir en la tramitación y fallo de un recurso de protección; tomar contacto con abogados ligados a las causas en tramitación; solicitar a Emiliano Arias, fiscal regional de O’Higgins, la incorporación de personas al organismo; exigir el ingreso de una de sus alumnas a un tribunal, así como también solicitar y aceptar sobornos.

Vásquez, en cambio fue acusado por dictar la resolución que nombró a su hija como consejera técnica suplente de un tribunal de la jurisdicción; aconsejar a un imputado e instalar una sala de forma diferente a lo acordado en el sorteo.

Cabe agregar que además Elgueta fue formalizado por los delitos de prevaricación y enriquecimiento ilícito.

Frente a los últimos sucesos de remoción el presidente de la Corte de Apelaciones de Rancagua, Pedro Caro, declaró, a través de El Mostrador, que los últimos hechos denominados como el desastre de Rancagua deberían abrir un debate sobre la modificación de lineamientos éticos y procedimientos disciplinarios.

Caro también señaló que la institución está a la espera de que la Corte Suprema comunique oficialmente el hecho y los pasos a seguir para abrir un concurso público para ambos cargos.

Comparte en: