Suscríbete
Entretención

¿Cuál es el secreto para armar una maleta? Usar las matemáticas

Para saber cuánta ropa interior necesitas debes multiplicar el número de días que dura el viaje por 1.5. Siempre empaca elementos que tengan más de un propósito y puedes usar los envases de los lentes de contacto para llevar el champú y el acondicionador que ocuparás en un lavado de pelo.

12 Abril, 2017 Comparte en:
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn


Los viajes de negocios son pan de cada día para un abogado, sobre todo si ya eres fiscal o socio de un estudio. Por eso, queremos darte una serie de tips para que hacer la maleta ya no sea un desafío constante, y puedas tomar el avión solo con equipaje de mano para así evitar filas y demoras que entorpecen aún más cualquier viaje.

Hace cinco años, Hitha Palepu era una neoyorquina estresada cada vez que le tocaba viajar. Llevaba una maleta gigante por el aeropuerto llena de cosas que no usaría y su bolso de mano rebosante de objetos que no podía meter en ninguna otra parte. Un día se vio en esta dinámica y decidió cambiar: como emprendedora viajaba mucho por trabajo, a menudo, pasaba tres semanas de cada mes fuera de casa, cuenta en el Daily Mail.

Desde ese momento, compartió toda su experiencia en su blog Hitha on the Go hasta convertirse en una experta armando maletas. Nunca pensó que las respuestas en su blog iban a ser tantas. “Tal fue la demanda que empecé a ofrecer sesiones de embalaje personalizadas y cada uno de mis clientes aprendió a convertirse en un maestro empacador, también”, dice al diario británico.

Así convirtió todos sus datos en un libro “How to Pack: Travel Smart for Any Trip” (Cómo empacar: viaje inteligente en cualquier ocasión), donde promete que todos todos los elementos dentro del equipaje serán ocupados. Este es el resumen del libro que Hitha Palepu publicó en el Daily Mail. Toma nota:

1. Asegúrate que la ropa tenga un propósito

En lugar de pensar en cada pieza de ropa como un elemento único, imagina tu maleta como un paquete compacto items que se usan permanentemente. Esto significa, mezclar y combinar, en lugar de llevar tenidas completas que solo se pueden usar una vez (esta es la causa número por la cual se satura una maleta).
Esto debe ir en concordancia con el propósito de tu viaje, si es de negocios tus opciones deberán ser formales dependiendo del clima del destino. Si vas de vacaciones al Caribe, no olvides tu traje de baño.

2. Siempre pregúntate: ¿para qué otra cosa puede servir?

¿Un pañuelo de algodón sirve como pareo para la playa o la piscina? ¿Sirven las patas o pantalones de buzo que usaré para ir al gimnasio también como tenida de viaje?, son algunos ejemplos.

3. Usar las matemáticas para calcular la ropa interior

Las prendas interiores son algunos de los artículos más olvidados. O, por el contrario, como son tan pequeños, lanzan a la maleta como caigan, dejando menos espacio para otros artículos. Para las mujeres la sugerencia es llevar un sostén negro, otro color nude y uno strapless (o sin tirantes).
Para saber el número de calzones o calzoncillos, multiplica el número de días que vas a estar fuera por 1.5. En el caso de las mujeres, no olvides los color nude si llevas un pantalón, falda o vestido blanco.
Por ejemplo, si te vas de viaje por cuatro días, debes llevar seis calzones o calzoncillos.

4. Accesorios

Otro artículo que siempre se empaca de más son los accesorios. Los que necesitas son: tres pares de zapatos, dos carteras (en el caso de las mujeres), una bufanda (depende del clima), unos anteojos de sol y tal vez un sombrero y un cinturón. Siempre deben detener un equilibrio con la ropa.

5. Artículos de tocador

Comienza haciendo una lista de todos los artículos de tocador que usas. Resalta aquellos que no puedes prescindir. El objetivo es reducir el número de líquidos con los que viajas en tu equipaje de mano, ya que no puedes volar con envases de más de 100 ml.
Por lo tanto, todo aquello que puedas obtener en el lugar de destino, como la crema para el cuerpo o el gel de ducha siempre estarán presentes en el hotel al que vayas, hay que evitar llevar. También todo lo que pueda reemplazar a los líquidos, como por ejemplo toallitas desmaquillantes, en vez, de loción limpiadora.
Para los líquidos que debes llevar sí o sí, viértelos en envases de 100 ml o menos. Si ocupas una pequeña cantidad de alguno, una buena forma para almacenarlo es en una caja de lentes de contacto (se pueden comprar en las ópticas, si no tiene). Por ejemplo, si vas a lavar una vez tu pelo durante el viaje, puedes llevar allí el champú y el acondicionador.
En el caso del maquillaje, debes optar por productos que tengan doble propósito, como un labial/rubor dos en uno.

* Este es un extracto de la nota titulada “The secret to perfect packing? Underwear maths”, publicada en Daily Mail. Lee el artículo completo en inglés aquí.

Comparte en:
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn